El problema de la creatividad

creatividad-ok

El problema de la creatividad es que cuando estás en ella crees que solo tú y los que te rodean sois los que la domináis. O al menos eso es lo que nos han vendido.

He trabajado en varios entornos profesionales (medio, productora, agencia consultora  y agencia de publicidad) y creo que la fragmentación departamental redunda en la especialización de los miembros de cada uno de esos grupos. Es algo, por lo tanto, que, a priori, debería trasladarse en un mejor servicio como compañía.

Excepto en la creatividad.

Tal vez sea por mi propio perfil ya que he sido guionista y he escrito mucho, pero en ocasiones tengo la sensación de que el gremio de creativos son esa especie endogámica que cree que “tú no estás para pensar”. Pero, a la vez, observo carencias notables entre lo que su trabajo dice y lo que el mercado demanda actualmente.

“Nuestras ideas molan y las vuestras no”, acierto a leer en la mente de muchos. Pero, ¿por qué? ¿Qué hace que la creatividad sea algo que solo esté (o parezca estar) dentro unos pocos? ¿Es el miedo a lo desconocido? ¿El sacar los codos en la discoteca para que te dejen paso cuando lo correcto es pedir permiso? ¿Hace débil el reconocer que algo no lo dominas? La semana pasada yo tuve dudas con un presupuesto y pedí ayuda a un compañero con más experiencia que yo en este tema. Y mi ego sigue en su sitio.

La creatividad no es algo que esté en una firma de mail o en un título. La creatividad se demuestra en muchos momentos del día. Diría algo más: la creatividad se muestra en las vidas. Echo mucho de menos esos enriquecedores brainstormings en los que varios de los que llevan la palabra ‘creativo’ en su firma junto con otros tantos de los que lo llevan en su vida se ponían a pensar, a engarzar ideas y a llegar a un concepto creativo que aunaba la experiencia de todos éstos. Y el resultado eran ideas completas. Ideas con lo mejor de cada uno. Ideas cribadas. Ideas ganadoras.

Pensemos todos, no solo los que lo tienen por título. Si no, seguiremos a vueltas con el problema de la creatividad.

Este artículo lo publiqué ayer en Mis Apis por tus Cookies. Puedes leer más artículos míos en dicho medio aquí.

Imagen: daquellamanera en Flickr

Anuncios

9 Respuestas a “El problema de la creatividad

  1. Hola Eduardo, el año pasado fuiste tan amable de concederme una entrevista para una investigación académica que estaba realizando en la Universidad Rey Juan Carlos. La defendí finalmente con un buen resultado, gracias por tu colaboración. Decirte lo que se me ha pasado por la cabeza al leer tus últimas entradas: Pensemos todos para crear y que nadie te quite el brillo de la mirada cuando lo hagas. Mucho ánimo!

  2. Hola Eduardo,
    Estoy completamente de acuerdo con lo que comentas. Estoy convencido de que el motivo de que la creatividad se haya restringido a determinadas personas y determinados trabajos y que no forme parte de nuestro día a día como debería ser, como de hecho ocurre cuando somos niños, es por el sistema educativo que nos tocó. De hecho Sir Ken Robinson trata este tema de forma fascinante tanto en su libro The Element, que recomiendo a todo aquel que no se lo haya leído, como en algunas de sus conferencias como esta recogida por de RSA.https://www.youtube.com/watch?v=zDZFcDGpL4U
    En mi blog traté un par de veces el asunto te dejo una de las entradas por si fuera de tu interés: http://transmediaexperience.com/es/2014/04/como-desarrollar-la-creatividad-3-tecnicas-que-funcionan/
    Un abrazo,
    Roi

  3. De acuerdo contigo Prádanos con el tema de que la creatividad puede venir de cualquier parte, de hecho una de las facetas que más me gustan de mi trabajo es poner ideas y desarrollarlas, cuando en la denominación de mi puesto de trabajo no está presente la palabra creativo.
    Yo creo que el creativo gañan y soberbio con el tiempo va a ser una especie en extinción. Básicamente porque:
    La gente es más multidisciplinar, ya no se cierra tanto a un área.
    Hay mucho creativo humilde que se lo ha currado mucho para conseguir un sueldo mileurista y que sabe lo que ha tenido y lo que le va a deparar (que no es un futuro de sueldos con muchos ceros), y comprende el medio y cómo está poco a poco mutando.
    Y por otro lado, las sillas se mueven mucho en las agencias y creo que si eres creativo debes tener dos dedos de frente y no tocar las narices, no vaya a ser que tu silla se la lleve otro.

  4. Llevo 18 años trabajando como creativo y siempre digo que la agencia más potente del mundo está ahí fuera y está compuesta por miles de personas anónimas con muchísimo más potencial y talento que un grupo de creativos metidos en un despacho, y sobre todo, con mucha más libertad para crear y ahora con las herramientas para llegar a la gente.

    • Que escribas tú eso es alentador, Carlos. Además, he de decir que yo siempre estuve muy cómodo en procesos creativos con vosotros porque siempre nos trasladasteis (recuerda aquel #TcDesayunos creativo) que creéis en lo que comentas: que todos somos creativos. ¡Abrazo fuerte!

  5. Juan Ignacio León y Castillo

    ¿Se puede hacer pan sin harina? pues el negocio de la comunicación, la publicidad y el marketing no existiría sin la creatividad. Por eso todos lo que estamos aquí, tarde o temprano, tendremos una buena idea, sería lo más lógico y lo contrario sería no amar tu profesión. Pero que esa idea salga de una agencia, llegue a cliente y este decida ejecutarla es algo tremendamente complejo.
    En la era analógica era más complicado aun. Era así porque había una parte artesana muy importante en el proceso creativo: una idea sin concepto tenía que ser brillante, además requería un titular, un bodycopy, sin no llevaba un buen arte se quedaría en un cajón y si no estaba bien desarrollada encima te llevabas un capón. Estas eran las reglas. En este rigor estaba tu pundonor profesional y dedicábamos horas a ello, lo que un jefe mío llamaba la parte artesana del negocio. Era lógico que si alguien asomar la cabeza por la puerta soltando una idea se llevara una patada en el culo, sin acritud.
    Parece que todo esto ha cambiado con la llegada de la era digital en el que muchos códigos establecidos están cambiando. La creatividad en la era off era mucho más estanca y se movía mucho más despacio, en la era on todo va mas rápido y, parece, mucho más efímero. Esta situación abre muchas puertas y nos hace más permeables, más atentos a lo que pasa a nuestro alrededor. También libera esa tensión que había entre departamentos, ahora tienen que entenderse siendo más colaborativos.
    Pero sigue habiendo una artesanía que es esencial en la construcción de los mensajes y que parece que estamos obviando en bien de la idea o la inmediatez. Esta artesanía no sólo hace mejor o pero una buena idea sino que la hace más o menos efectiva. Tener esa capacidad es lo que diferencia a un creativo publicitario de alguien que tiene una buena idea.

  6. Reblogueó esto en creativa legaly comentado:
    Ahora que estoy pensando en cómo transformar Creativa, me viene este artículo al pelo…. Ideas ganadoras, juntas somos más!

  7. Reblogueó esto en Iubionce's Blogy comentado:
    Interesante reflexión

¡Anímate a comentar! ;)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s